Fuerte caída de actividad inmobiliaria en Uruguay

La actividad inmobiliaria de compraventas registró una fuerte caída durante el primer trimestre del año.

La menor concreción de negocios tuvo un impacto, aunque poco significativo, en los precios, que todavía se encuentran muy por encima de igual período del año anterior.

Según los datos difundidos ayer por el Instituto Nacional de Estadística (INE), la cantidad de metros cuadrados transados en compraventas cayeron 16,9% en el primer trimestre del año, en comparación con el período diciembre-febrero.

Los precios registraron en ese período una leve caída. Medido en dólares, el valor promedio transado cayó 1,67%, mientras que en moneda local la caída fue de 2,82%. Sin embargo, la fuerte alza de los precios durante el último año llevó a que, a pesar de la baja de marzo, los precios se mantengan en niveles significativamente más altos que en el primer trimestre de 2011.

Los datos divulgados por el INE muestran que en la medición interanual los precios de los inmuebles subieron 15,52% en pesos y 14,9% en dólares, durante el período enero-marzo.

Ese fuerte incremento se dio aun con una caída de 10,73% en las cantidades transadas. Ese deterioro en el mercado no fue aislado, sino la continuación de una caída de 10,77% durante el último trimestre de 2011 en términos interanuales.

En comparación con el dato anterior, el alza de precios registró apenas una desaceleración. De crecer 17,4% en dólares,  el aumento se moderó apenas 2,5 puntos porcentuales.

Hasta el primer cuarto del año pasado, las compraventas mostraban un crecimiento importante que iba de la mano del aumento de los precios. Con relación a 2010, mostraban un crecimiento de 13,9% en cantidad y un alza de precios de 12,9% en moneda extranjera. Sin embargo, en el segundo y tercer trimestre, el mercado se desaceleró y las ventas crecieron 4,7% y 1,4%, respectivamente.ElObservador.com

Etiquetas: , ,

Escribe una respuesta

Un moderador leerá tu comentario y este podría tardar un poco en aparecer en el blog. No hace falta que lo vuelvas a escribir o enviar.